Juan Abarca: «La pandemia nos ha enseñado que es preciso acelerar la resolución extrajudicial de conflictos»

Juan Abarca, presidente de HM Hospitales, ha sido el encargado de impartir la conferencia inaugural del XXVII Congreso Nacional de Derecho Sanitario, donde ha señalado que «la pandemia nos ha enseñado que necesitamos un marco jurídico para enfrentarnos a estas crisis y es preciso acelerar la resolución extrajudicial de conflictos».

En el mes de febrero de 2019 el Dr. Abarca contaba con 7.000 seguidores en Linkedin. Hoy, a punto de superar los 50.000 seguidores se ha convertido en el referente en cuanto a política sanitaria y a gestión en salud en España.



Con más de 240 partes publicados en 2020 y más de 160 en lo que va de 2021, ha ofrecido una visión de la pandemia y de lo que ocurría realmente a “pie de cama”, lo que le ha llevado a ser reconocido por LinkedIn como “influencer” a nivel mundial, “a la altura de personas tan mediáticas como Pau Gasol, Rafa Nadal o Ana Patricia Botín”, según ha comentado en su presentación Ricardo De Lorenzo, presidente de la AEDS.

Abarca ha incidido en que la pandemia de la Covid-19 ha desvelado la “cruda realidad” que se esconde tras la ausencia de una estrategia legislativa para este tipo de crisis: “Todo se termina en casos judiciales, agravios comparativos, confirmamientos perimetrales”, ha afirmado. En este sentido, ha subrayado en que “cuando se consigue establecer un marco normativo para dar estabilidad jurídica”, la rapidez con la que avanza la investigación en Salud “lo hace obsoleto”.

“El reto ahora es el de intentar avanzar el derecho al mismo ritmo que marcan los descubrimientos y conocimientos de la Salud”, ha subrayado el abogado, quien ha incidido en que la crisis del coronavirus “aún no ha terminado” y que se avecinan obstáculos “nuevos y duraderos”. “El mundo ha cambiado, España también. Aún no sabemos si esto será un paréntesis o si los cambios han llegado para quedarse”, ha concluido.

“Nos vimos desbordados por una situación que parecía más propia de una película de ficción”, ha apuntado, antes de señalar que “la decisión más dolorosa fue no permitir que los familiares se despidieran de los pacientes».

Abarca ha considerado que los servicios de alerta de pandemias “deberían haber previsto” el alcance del Covid, y ha lamentado que “hasta el 7 de marzo se alentara a ir a manifestaciones”. Además, ha añadido que «el compromiso ético de los profesionales sanitarios con los pacientes llegó al máximo, a pesar de los riesgos que corrieron…»

“Las cosas se han podido hacer mejor, pero esos primeros días, sin entrar a valorar, superaron la imprudencia punible. Se sabía lo que podía venir, pero no solo falló estrategia sino la táctica al no contemplar que pudiera pasar algo. Lo que ocurrió a nivel sanitario fue un cataclismo”, ha expuesto.

Redacción Médica

Diario Médico